• Leído 770 veces.

Los cinco teólogos más importantes del cristianismo por Trevin Wax

Cuando se habla de mejores teólogos, se puede volver en algo sumamente subjetivo.

La semana pasada, conteste a una pregunta que se hizo a John McArthur sobre el mérito de leer a Karl Barth. McArthur respondió negativamente, llamándole apóstata y que en su seminario no se leía. Yo le respondi a McArthur diciendo que si no lo leía era para su propia desgracia. A eso le agregue luego que por eso se miraba la poca calidad de estudio teológico en su seminario “Master’s”. Claramente, McArthur no ve a Barth como alguien digno de estudiar, y mucho menos, leer.

screen-shot-2016-11-14-at-9-36-55-pm

 

 

A esto recordemos que a Barth se le considera el mas grande teologo después de Santo Tomás de Aquino. Si,¡mas grande que Lutero!!! Y como muchos le apuntaron a McArthur, Barth no es Aleman, sino Suizo. Dice mucho del “dr” honorario McArthur y su conocimiento de teología.

Trevin Wax nos ha proporcionado sus mejores 5 teólogos en la historia de la iglesia. Yo estoy de acuerdo con 4 de ellos, pues objeto que Calvino este entre estos. Calvino lo que fue es sistematizador no teólogo, a la altura de Lutero, así que yo reemplazaría a Lutero por Calvino, sin titubear.

Aca les paso la entrada completa, que originalmente se puede encontrar en la Gospel Coalition.
********************************************************************

¿Quiénes son los teólogos más importantes y de mayor influencia en la historia del cristianismo?

Si tuvieras que reducir la lista a cinco, ¿a quiénes elegirías?

Después de discutir esta pregunta con varios estudiantes, profesores y teólogos de seminario, he escogido a cinco teólogos quienes tuvieron la influencia más duradera sobre la teología y la práctica cristianas.

1. Atanasio de Alejandría (298-373 d.C.)

Obras más importantes:

  • La encarnación del Verbo (317 d.C.)
  • El Credo Niceno (325 d.C.)

Mayores contribuciones:

  • Defensor incansable de la teología trinitaria en contra del Arrianismo. De hecho, mucho de la forma en que pensamos sobre la Trinidad data de sus esfuerzos.
  • Una biografía de Antonio Abad que inspiró el movimiento monástico.
  • Fue el primero en identificar los 27 libros del Nuevo Testamento actual.
  • Autor principal del Credo Niceno, indiscutiblemente el credo más importante en la historia cristiana.

Citas favoritas:

“El Jesús a quien conozco como mi redentor no puede ser menos que Dios”.

“El hijo de Dios se hizo hombre para que los hombres pudieran hacerse hijos de Dios”.

“No puedes enderezar en otros lo que está torcido en ti mismo”.

“[Creemos] en un solo Señor Jesucristo, el Hijo de Dios; unigénito nacido del Padre, es decir, de la sustancia del Padre; Dios de Dios, luz de luz, Dios verdadero de Dios verdadero; engendrado, no creado; de la misma naturaleza que el Padre; por quien todo fue hecho: tanto lo que hay en el cielo como en la tierra; que por nosotros, los hombres, y por nuestra salvación bajó y se encarnó, se hizo hombre, padeció y resucitó al tercer día, subió a los cielos, vendrá a juzgar a vivos y muertos…”. – de la versión 325 del Credo Niceno

2. Agustín de Hipona (354-430 d.C.)

Obras más importantes:

  • Confesiones (328 d.C.)
  • Tratado sobre la Santísima Trinidad (416 d.C.)
  • Tratado sobre doctrina cristiana (426 d.C.)
  • La ciudad de Dios (426 d.C.)

Mayores contribuciones:

  • Articuló la doctrina del pecado original y la gracia de Dios por medio de la predestinación divina en contra del énfasis de Pelagio en el libre albedrío y la bondad innata humana.
  • Propuso una distinción entre la “iglesia visible” y la “iglesia invisible”.
  • Popularizo la perspectiva amilenialista del fin de los tiempos, que se ha convertido en dominante a través de la historia de la iglesia.
  • Escribió sobre la relación entre la iglesia y el Estado; fue el primer defensor de la idea de una “guerra justa”.
  • Desarrolló una teología sacramental que formaría la fundación de prácticas de la Iglesia Católica Romana.

Citas favoritas

“Nos has hecho para ti y nuestro corazón está inquieto hasta que encuentre su descanso en ti”. (Confesiones I, i, 1)

“Da lo que mandas y manda lo que quieras”. (Confesiones X, xixx, 40)

“Se hizo hombre quien hizo al hombre. De esa manera toma el pecho quien gobierna los astros; siente hambre el Pan, sed la Fuente; duerme la Luz; el Camino se fatiga en la marcha; falsos testigos acusan a la Verdad, un juez mortal juzga al Juez de vivos y muertos, gente injusta condena a la Justicia; la Disciplina es castigada con azotes, el Racimo coronado de espinas, la Base colgada de un madero; la Fortaleza aparece debilitada, la Salud herida, la Vida muerta”. – (Sermones 191.1)

“El exceso es el enemigo de Dios”.

“Si crees lo que te gusta en el Evangelio, y rechazas lo que no te gusta, no es el Evangelio en que crees, sino en ti mismo”.

“El cantar una vez es orar dos veces”.

“Ama a Dios y haz lo que te plazca”. Sermón de 1 Juan 7, 8

“Las obras no enraizadas en Dios son pecados espléndidos”.

3. Tomás de Aquino (1225-1274 d.C.)

Obras más importantes:

  • Summa Teológica (1274 d.C.)
  • Summa Contra Gentiles (1264 d.C.)

Mayores contribuciones:

  • Creía que la combinación entre fe y razón llevaba al verdadero conocimiento de Dios.
  • Buscó pruebas racionales de la existencia de Dios.
  • Tuvo gran influencia sobre las nociones católicas de pecados mortal y venial.
  • Popularizó la perspectiva creciente sobre la Cena del Señor conocida como “transubstanciación”.
  • Apologista del cristianismo en una época en que el Islam crecía rápidamente.

Citas favoritas

“Ni todos los esfuerzos de la mente humana pueden apagar la esencia de una sola mosca”.

“La razón contiene cierta semejanza de lo que atañe a la fe y ciertos preámbulos a ella, como la naturaleza es un preámbulo de la gracia”.

“En Dios hay verdad pura, con la cual no puede mezclarse ninguna falsedad ni engaño”.

“Si el único camino despejado para nosotros hacia el conocimiento de Dios fuera solo aquel de la razón, la raza humana permanecería en la más oscura de las penumbras de ignorancia”.

“El conocimiento debe ser a través de la fe”.

“Todo lo bueno que hay en el hombre se debe a Dios”.

4. Juan Calvino (1509-1564 d.C.)

Obras más importantes:

  • Institución de la religión cristiana (1560 d.C.)

Mayores contribuciones:

  • Enfatizó la perspectiva de sustitución penal sobre la expiación.
  • Compromiso comprehensivo a la noción agustiniana de la soberanía de Dios en la salvación.
  • Enseñó que la Escritura debe interpretar a la Escritura.
  • Utilizó el concepto de pacto como principio para organizar la teología cristiana.

Citas Favoritas

“Casi toda la sabiduría que poseemos, es decir, sabiduría verdadera y sana, consiste de dos partes: el conocimiento de Dios y de nosotros mismos”.

“Cada uno de nosotros es, aun desde el vientre de su madre, un maestro artesano de ídolos”.

“Es mejor que deje sin tocar lo que no puedo explicar”.

“Cuando el evangelio es predicado en el nombre de Dios, es como si Dios mismo hablara en persona”.

“Dios tolera hasta nuestro tartamudeo, y perdona nuestra ignorancia siempre que se nos escapa algo inadvertidamente; pues, de hecho, sin su misericordia no habría libertad de orar”.

“Sin el evangelio todo es inútil y vano; sin el evangelio no somos cristianos; sin el evangelio todas las riquezas son pobrezas; toda la sabiduría es locura ante Dios; la fortaleza es debilidad y toda la justicia del hombre está bajo la condenación de Dios. Pero por el conocimiento del evangelio somos hechos hijos de Dios, hermanos de Jesucristo, conciudadanos de los santos, ciudadanos del reino de los cielos, herederos de Dios con Jesucristo, por quien los pobres se hacen ricos, los débiles se hacen fuertes, los simples se hacen sabios, el pecador es justificado, los desolados son consolados, los inseguros son asegurados y los esclavos son liberados. Es el poder de Dios para la salvación de todos los que creen. Por tanto cada buena obra que pudiéramos pensar o desear ha de ser encontrada en este mismo Jesucristo solamente. Pues, Él fue vendido para comprarnos de vuelta; cautivo para liberarnos; condenado para absolvernos; fue hecho maldición para nuestra bendición; ofrenda por el pecado para nuestra rectitud; desfigurado para que seamos embellecidos; murió por nuestra vida; para que por Él la furia sea hecha gentil, la ira sea aplacada, la obscuridad hecha luz, el temor tranquilizado, el desprecio despreciado, la deuda cancelada, la labor aligerada, la tristeza hecha alegre, el infortunio hecho afortunado, la dificultad facilitada, el desorden ordenado, la división unificada, la ignominia ennoblecida, la rebelión sometida, la intimidación intimidada, la emboscada descubierta, los asaltos asaltados, la fuerza forzada de vuelta, el combate combatido, guerra declarada contra la guerra, la venganza vengada, el tormento atormentado, la maldición maldita, el abismo hundido en el abismo, el infierno atravesado, la muerte muerta, la mortalidad hecha inmortal”.

5. Karl Barth (1886-1968 d.C.)

Obras más importantes:

  • Carta a los Romanos (1922)
  • Bosquejo de dogmática (1968)

Mayores contribuciones:

  • Buscó recuperar la doctrina de la Trinidad, la cual había sido prácticamente abandonada por el liberalismo radical.
  • Creía que la Biblia era testigo de la Palabra de Dios (Jesús).
  • Veía la doctrina de la elección y la predestinación como centrada en Cristo.
  • Hizo hincapié sobre la naturaleza paradójica de la verdad divina.

Citas favoritas

“Dios no es una categoría abstracta por la que aun el entendimiento cristiano de la palabra puede ser medido, sino que aquel quien es llamado Dios es el único Dios”.

“Poner juntas las manos en oración es el comienzo de un alzamiento en contra del desorden del mundo”.

“La creencia no puede discutir con la no-creencia, solo puede predicarle”.

“La mejor teología no necesitaría defensores: se probaría a sí misma”.

“Nadie puede ser salvado en virtud de lo que puede hacer. Cualquiera puede ser salvado en virtud de lo que Dios puede hacer”.

“Jesús no da recetas que evidencian el camino a Dios como lo hacen los maestros de otras religiones. Él mismo es el camino”.

Una vez un joven estudiante le preguntó a Barth si pudiera resumir lo que fue lo más importante sobre la obra de su vida y su teología en unas cuantas palabras. Barth solo pensó por un momento y sonrió,

“Sí, en palabras de una canción que me cantaba mi madre, ‘Cristo me ama, bien lo sé, La Biblia dice así’.

Si he hecho alguna cosa en esta mi vida, lo he hecho como relativo al burro que fue por su camino llevando una carga importante. Los discípulos le dijeron a su dueño ‘el Señor lo necesita’. Y así parece haberle placido a Dios haberme usado en este tiempo… Me fue permitido ser el burro que cargó esta mejor teología por una parte del camino, o la traté llevar lo mejor que pude”.

Menciones honoríficas

Lo siguiente es una lista de menciones honoríficas: teólogos que impactaron la teología cristiana de manera importante, pero quienes (usualmente por buenas razones) no llegaron a mi lista de los 5 más importantes.

Ireneo – Por su defensa apologética del cristianismo histórico de cara al gnosticismo. También popularizó la teoría de recapitulación de la expiación.

Anselmo de Canterbury – Fundador del escolasticismo. Formuló el argumento ontológico de la existencia de Dios.

Martín Lutero – Por su rol instrumental en la Reforma. Definitivamente fue un teólogo por sus méritos, aunque yo lo veo más como un revolucionario que como teólogo. Calvino fue el que llevó los entendimientos de la Reforma y los sistematizó, por lo tanto es de mayor influencia como teólogo.

Friedrich Schleiermacher & Adolf von Harnack – Schleiermacher hizo de la experiencia subjetiva del creyente (específicamente el sentimiento de dependencia total) el centro de la teología y por lo tanto se hizo el “padre del liberalismo”. Junto con la obra tardía de Adolph von Harnack, estos dos hicieron bastante impacto. Las reverberaciones continúan haciendo eco a través de la teología cristiana.

John Wesley – Un líder importante del movimiento regeneracionista dentro del anglicanismo que eventualmente se volvió Metodismo y las Iglesias de la Santidad. Mientras que probablemente se merece un lugar entre los diez o 15 más importantes, no creo que las contribuciones teológicas de Wesley le otorguen un lugar entre los 5 más importantes.

Jonathan Edwards – Si estuviera haciendo una lista de los 5 teólogos estadounidenses más importantes, entonces Edwards probablemente sería el #1. Como excelente predicador e intérprete de la teología puritana, el legado de Edwards tiene mucha influencia sobre el evangelicalismo estadounidense.

C.S. Lewis – No lo considero como principalmente un teólogo. Era un apologista tremendo, y articuló habilidosamente lo esencial de la fe cristiana. Pero difícilmente se puede hablar de una escuela “lewisiana” de teología que ha crecido a raíz de sus contribuciones.

¿En quién más pensaste? ¿Estos estaban bien o mal?

Fe y Política – Viviendo en el mundo de Trump

Siguiente »

Ventana Teólogica – Revista de Teológia

Teología

Leer más

Más