• Leído 4165 veces.

Matrimonio y Familia en los tiempos de Jesús. -JUEVES DE ESTUDIOS BÍBLICOS SOBRE EL JUDAÍSMO

Una y otra oigo que los matrimonios en los tiempos de Jesús tomaban 7 días en consumirse, y que estaban 7 días de fiesta. Aunque esto tiene cierta verdad, es mas bien una forma romantizada de ver las cosas. Les otorgo, por lo tanto, algunos rasgos que tomaban lugar en los matrimonios entre los Judíos del Segundo Templo:

  • En la Biblia encontramos como una novia se preparaba para el matrimonio, con vestimenta especial y un baño especial, cf. Efe. 5:26-27; Apoc. 21:2).
  • De acuerdo a las fuentes rabínicas, los matrimonios judíos tenían similaridades con los matrimonios Greco/Romanos. Había primeramente un compromiso que era de tanta seriedad que la única forma de quebrarlo era por medio de un divorcio, cf. Mat. 1:18-19. El compromiso se hacia por medio del pago de parte del novio por la novia. Se hacia un contrato, ketubah, que incluía los deberes del esposo a su esposa y el dinero que se le daría en el evento de la muerte del esposo. Aunque también un novio se podía mover a la casa de la novia a vivir con ella y tal acto constituía un matrimonio, esto no era usualmente aprobado en la literatura rabínica.
  • La ceremonia nupcial se llevaba a cabo bajo un dosel, huppah. La novia era presentada después de un baño y ataviada (como se menciono arriba), y se le llevaba desde la casa de su padre con canciones, danzas, y instrumentos. Este cambio usualmente tomaba lugar en la noche. Lo esencial de la fiesta, era la presentación de la novia a la casa del novio. Al entrar, se ponía la huppah. Siete bendiciones se pronunciaban sobre la pareja y el contrato matrimonial. A esto le seguían 7 días de festividades, usualmente.
  • La narración de Juan 2:1-12, las Bodas de Cana, se menciona al principio “En el tercer día”. Muchos han tomado esto como apuntando que estaban ya en el tercer día de la fiesta matrimonial, y la celebración había quedado sin vino. Pero si leemos el texto más de cerca, vemos que se nos esta diciendo el tiempo en el cual Jesús se estaba moviendo, cf. 1:29, 35, 43. Si bien, la costumbre era de tener festividades por 7 días, campesinos judíos no podían tener tal celebración, relegada usualmente a los adinerados en Jerusalén. Podemos ver en el texto, que unos fallaban garrafalmente tratando de imitar a los más adinerados.
  • El divorcio era permitido dentro del Judaísmo del Segundo Templo, aunque había una variedad de razones por las que los rabinos aprobaban los divorcios. La escuela de pensamiento de Shammai era mas estricta que la de Hillel. No obstante, solo el hombre podía iniciar un divorcio, cf. Marcos 10:11-12; Mat. 5:32. Esto estaba en contraposición a la practica Romana, en que la mujer tenía el derecho de hacerlo.
  • En caso de divorcio, los hijos nacidos del matrimonio, se quedaban con el padre.
  • El matrimonio era entre un hombre y una mujer. La costumbre de tener más de una mujer, como estipulado en la Ley de Moisés, no era ya visto como algo correcto, cf. Ex. 21:10-11; Deut. 21:15-17.
  • En el campo familiar, la mujer judía, se esperaba que se hiciera cargo de todo el que hacer de la casa, como también el cuido de los hijos. Si el matrimonio no daba hijos después de 10 años, el hombre podía tomar la opción de divorciarse de ella. La mujer debía de mantener una apariencia que atrajera al esposo. El esposo le tenía que proveer con casa, comida, vestido y mantener relaciones sexuales regulares, cf. I Cr. 7:5. No se le permitía al hombre pegarle a su esposa.
  • Finalmente, no se le requería a la mujer de llenar las exigencias religiosas, dado que sus responsabilidades de la casa la podrían mantener impura para atender a las fiestas y actividades religiosas.

Espero que esta breve introducción a lo que era el matrimonio, y vida familiar para los judíos del Segundo Templo, les sea de ayuda y información.

Pensamientos de Fin de Semana

Siguiente »

Pensamientos de Fin de Semana 6

  • Es interesante entonces lo que habla Jesus acerca del divorcio, porque al hablar de “fornicación” y no de adulterio, es probable que haga referencia al divorcio previo a la consumación.

Teología

Leer más

Más