Mas sobre la educación teología disponible el día de hoy

Un tiempo atrás escribí de cómo el MINTS seria pasable para estudiar teología. En si, aun pienso que lo es. Pero el que tal cosa así, que no piense que fuera de esa organización. Un amigo me informo que al sacar una maestría en el MINTS, se podía seguir para Fuller o a Trinity Evangelical Divinity School. La persona que me lo dijo, me informa que el estaba en Fuller. Pero ya nunca volví a oír de el. Ahora me encuentro, que un profesor de Fuller, Osias Segura, no recomienda al MINTS como un lugar para estudiar teología, si se pretende tener un nivel universitario, aun dentro de la comunidad Latina, el MINTS, y los demás lugares que Segura menciona, no son para nada recomendables.

 “Latin University of Theology” ofrece “títulos universitarios” a distancia y en campus, según ellos “en una manera acelerada no tradicional”, por ejemplo los estudiantes deben pasar “144 horas en clases más trabajo en casa y exámenes” aunque no especifican cual grado académico se obtiene por este leve esfuerzo. Esta institución llegó años atrás al país ofreciendo títulos doctorales honorarios a cambio de cierta suma de dinero. Algunos pastores evangélicos que con costos terminaron su secundaria, pagaban el papeleo, y hoy exigen que entre sus muchos prefijos se les llame “doctores.

Otra institución es “Miami International Seminary” que ofrece sus cómodos títulos por internet, y también dispone de muchas sedes alrededor del mundo.  En mi contacto con ellos, al preguntarles si su institución tiene acreditación universitaria, su respuesta fue negativa.  Es decir, una maestría o cualquier otro grado académico del “MINTS” no es reconocido en ninguna universidad pública como la Universidad de la Florida, ni en ningún país del mundo.

También tenemos la Asociación Internacional Hispanoamericana de Capellanes (AIHCA) con su sede principal en Alabama, EE.UU.  Y con representación en 27 países.  En tan sólo 4 meses intensivos por internet el estudiante se gradúa, con el costo de $300 USD, y una membresía extra de aproximadamente $7 USD mensuales. Y según parece cualquiera puede estudiar, sin importar el haber terminado la secundaria.

Finalmente, tenemos la “Universidad Nuestro Pacto Internacional”.  UNPI llegó a Costa Rica hace unos pocos meses reconociendo los “años de experiencia” de los pastores, y ofrecen unos cursos de nivelación. Así, un pastor con estudios secundarios puede optar por una licenciatura a cambio dinero, y de un examen de algunas pocas horas sobre “doctrina bíblica”.  Personalmente contacté la oficina de lo que sería el “CONESUP” en el estado de la Florida, para averiguar sobre la acreditación universitaria de estas dos últimas instituciones.  En el caso de UNPI, en el Estado de la Florida, está reconocida por la Comisión de Educación Independiente (por eso dicen que está “acreditada”) por tanto no está sujeta a supervisión gubernamental.

Si quieren leer el resto de la entrada, pueden verla acá. Se que a muchos no les va a gustar esto, pero se debe de informar, y que cada quien haga su decisión. Mi única recomendación, en Español, seria SATS. Tienen reconocimiento del gobierno, mas sus grados son reconocidos por las universidades y seminarios acreditados.

Sobre el autor:
 

El Dr. Osías Segura es un misionólogo costarricense. Osías, después de cinco años de enseñanza en el Seminario ESEPA en Costa Rica, se trasladó a California; hoy está radicado en en Pasadena donde es profesor asociado, en inglés y español, del Seminario Teológico Fuller

Cap. 14 de Sorprendidos por la Esperanza – N. T. Wright

Siguiente »

Judaísmo Mesiánico no es Cristianismo

Teología

Leer más

Más